Pasar de lugares de estacionamiento a biciestacionamientos puede transformar las ciudades de India

Intervención urbana hecha por Seeds for Change en Gurugram, India. (Foto: Amit Bhatt/WRI)

La oficina de WRI en India y la empresa de tecnología Nagarro Software, junto con Udaan (ONG india) y la Fundación NASSCOM, buscan modificar el espacio público de la ciudad de Gurugram, India para hacerlo más eficiente, colocando biciestacionamientos para 10 bicicletas en espacios donde actualmente se estaciona un solo automóvil.

Esta iniciativa está inspirada en el Día Sin Autos indio, conocido como “Días Raahgiri” y se pretende extender a otros lugares de estacionamiento en toda la ciudad durante los próximos meses.

Al intercambiar el uso del estacionamiento en vía pública, Gurugram ha dado un paso hacia un futuro más sustentable; aunque podría decirse que los “estacionamientos de bolsillo” son un pequeño paso, podrían empujar cambios más importantes en la planificación de la ciudad.

Los mayores retos para el ciclismo en esta ciudad –al suroeste de Nueva Dehli–, además de la modificación de calles más amigables para ciclistas, son los espacios seguros para amarrar las bicicletas, ya que la mayoría de los espacios públicos de estacionamiento están diseñados para automóviles y motocicletas. Reimaginar el espacio de estacionamiento para bicicletas no solo ayudará a sensibilizar a la población sobre las ventajas de caminar o pedalear, sino que abrirá camino para crear ciudades enfocadas en las personas y no en sus coches.

Menos autos, mejores ciudades

Alrededor de 300 mil autos entran a Gurugram cada día, además de un número similar de autos locales, por lo que resultan obvios los graves problemas viales en esta ciudad por la que circulan más de medio millón de vehículos a diario.

Esto hace que la contaminación y los hechos de tránsito sean una constante. Todos esos autos son una de las razones por las que la ciudad mantiene una calidad del aire entre severo y muy grave para la salud de las personas, además de tener un registro de 450 muertes en hechos viales al año.

La iniciativa “Seeds for Change” es parte de un concepto más amplio de “Urbanismo Táctico” que permite a los sectores interesados trabajar en nuevos conceptos fuera de compromisos políticos o financieros. Estas acciones pueden ser temporales o permanentes, dependiendo de las necesidades del lugar intervenido. Alrededor del mundo este movimiento es conocido con otros nombres como “City Repair”, Urbanismo de Guerrilla, Urbanismo Pop-Up o “Urbanismo DIY (Do It Yourself)”.

Mientras en India, Gurugram es punta de lanza en implementar el urbanismo táctico para promover una movilidad más sustentable y limpia, otras ciudades en el mundo ya han demostrado el éxito de este tipo de acciones.

Los biciestacionamientos con forma de automóvil han sido instalados en distintas urbes como Buenos Aires, Argentina donde con un solo “rack” lograron llamar la atención de las autoridades que colocó 40 espacios para bicicletas. En Sao Paulo, Brasil, se crearon “parklets” en espacios de estacionamiento para autos generando pequeños parques públicos a lo largo de importantes avenidas y proporcionando espacios seguros para peatones y ciclistas. En San Francisco, Estados Unidos, la autoridad local modificó el diseño de las esquinas para hacerlas más seguras; y en México una organización no gubernamental ha introducido parques móviles para crear espacios públicos seguros.


Reclamando lugares de estacionamiento para bicicletas en Gurugram. (Foto: Amit Bhatt/WRI)

Pequeños cambios rumbo a grandes impactos

Quizá lo más emocionante de “Seeds for Change” y todo el movimiento de Urbanismo Táctico es el potencial de éxito y su capacidad de replicarse.

El urbanismo de guerrilla genera acciones pequeñas que son sumamente visibles y no alteran la vida cotidiana como lo podría hacer una obra a gran escala; además que los requerimientos económicos son sumamente bajos.

Los proyectos incluyen a todos los interesados desde su concepción y el proceso de implementación permite que todas las personas experimenten las dinámicas de sus calles; son ellas las que se encargan de diseñar su entorno por lo que se sienten responsables de su éxito y mantenimiento. Además, aunque cada individuo interesado pueda tener una solución única, éstas se pueden sincronizar en un mismo diseño final.

Al final, lo que se busca es generar “creadores de espacios públicos”. Cabe destacar que mientras Gurugram tiene grandes edificios privados como la Signature Tower y la Torre Gateway como sus insignias urbanas, carece de espacios públicos como en Connaught Circle de Delhi o el Times Square de Nueva York. Seeds for Change busca darle identidad a los espacios de la ciudad, creando una imagen que permita que sus habitantes se identifiquen con ella y darle una sensación de pertenencia a los espacios públicos que, además, serán accesibles para todos.

Seeds for Change puede ser el detonante sobre las discusiones de la ciudad que se quiere en el futuro, si una que priorice a los autos o una que permita a los ciudadanos identificar su ciudad y hacerse responsables de ella.

Esto puede generar que Gurugram se convierta en una ciudad vibrante y con mayores áreas verdes, transformando las zonas para autos en espacios seguros para todos; además de ser punta de lanza de un movimiento de urbanismo táctico que contagie a toda India, siendo un ejemplo de renovación urbana a través de pequeñas intervenciones.

*Publicación original en TheCityFix (en inglés)